Libres del Afán

Libres del Afán
Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús. La palabra de Dios nos dice que debemos de orar en todo el tiempo y así no andar atemorizados.

Cuando tú sabes quién es tu Dios, no hay pandemia o problemas que te atemoricen. Tú no estás solo, ni mucho menos huérfano; tú tienes un Padre que pelea por tus batallas. Dios te dirige al Camino que debes seguir, y en Su Camino, nadie se pierde. Así ha dicho Jehová, Redentor tuyo, el Santo de Israel: Yo Soy Jehová Dios tuyo, que te enseña provechosamente, que te encamina por el camino que debes seguir. Isaías 48:17

Mensaje de Dios
Escrito por B.F.
www.ministeriosdesanidad.org

Comentarios

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published.