Dios Manda Lluvia de Salvacion Para California

Las escuelas fueron cerradas, el servicio de electricidad y celular ha sido afectado, los residentes y las empresas públicas y privadas están sufriendo cortes de energía y los árboles han sido derribados por el fuego y el viento. Miles de estructuras, incluyendo hogares, centros comerciales y fincas de animales, se quemaron en el incendio. Muchos perdieron la vida y más de doscientas treintas personas se han considerado perdidas. Las gentes andan angustiadas. Muchas evacuaciones han tomado lugar debido a la extensión del fuego y al peligro que muchos han corrido. Solo se escuchan gritos y dolor.

Grandes celebridades de Hollywood han perdido sus casas millonarias, es como en una película que nadie de los actores quiere estar. Lo cierto es que, las escenas no son ficticias, son reales y solo han causado dolor y desesperación, el escenario se ha convertido en oscuridad. Por más que los bomberos han tratado de apagar el fuego la situación se ha descontrolado a tal forma que muchos han perdido la vida. En momentos así donde no hay salidas para resolver los problemas, solo podemos recurrir a Cristo en oración. Él es la Única Salida que puede darnos la paz, salvación y la lluvia del cielo que necesitamos.

Dios de Abraham de Isaac y de Jacob Tú tiene el poder para decirles a los vientos que se estén quietos. Jehová Dios de nuestros padres, ¿no eres Tú Dios en los cielos, y tienes dominio sobre todos los reinos de las naciones? ¿No está en Tu mano tal fuerza y poder, que no hay quien te resista? 2 Crónicas 20:6-9 (RVR1960)

Padre mío y Dios mío, Creador de los cielos y de la tierra, ¿habrá algo difícil para Ti? Si mal viniere sobre nosotros, o espada de castigo, o pestilencia, o hambre, nos presentaremos delante de esta casa, y delante de Ti (porque tu Nombre está en esta casa), y a causa de nuestras tribulaciones clamaremos a Ti, y Tú nos oirás y salvarás. Padre Eterno, Dios Todopoderoso, vengo ante Ti con un corazón contrito y humillado para clamar por los habitantes de California, ten misericordia de nosotros.

Escrito está en Tu Palabra en Mateo 5:45 que Dios hace llover sobre justos e injustos”. Padre Eterno Jehová de Los Ejércitos te pedimos perdón, enséñanos a caminar cada día en Tu Luz, guíanos para no pecar contra Ti. Padre Celestial, Tú nos promete en 2 Crónicas 7:14 que, “si se humillare Mi pueblo, sobre el cual Mi Nombre es invocado, y oraren, y buscaren Mi Rostro, y se convirtieren de sus malos caminos; entonces Yo oiré desde los cielos, y perdonaré sus pecados, y sanaré su tierra.

Nos arrepentimos Señor de todo corazón en ayuno y oración. Guíanos siempre en el buen Camino Padre Eterno. Rogamos en el Nombre de Jesús que tu misericordia se extienda en este lugar, ayúdanos en la fe, para confiar plenamente en tiempos de dificultad. Señor en la esfera espiritual, aplico con aceite ungido y en Tu Nombre, todas las montañas de Californias desde el Norte, Sur Este y Oeste en el Nombre poderoso de Tu Hijo Amado Jesucristo para sanidad, paz, restauración y salvación. Toca, satura, repara y salva a tu pueblo oh Dios; Jehová de Los Ejércitos es Tu Nombre.

Señor, también Tú nos dice en 2 Crónicas 6:26-31 que, “Si los cielos se cerraren y no hubiere lluvias, por haber pecado contra ti, si oraren a ti hacia este lugar, y confesaren tu Nombre, y se convirtieren de sus pecados, cuando los afligieres, Tú los oirás en los cielos, y perdonarás el pecado de tus siervos y de tu pueblo Israel, y les enseñarás el buen camino para que anden en él, y darás lluvia sobre tu tierra, que diste por heredad a tu pueblo. Si hubiere hambre en la tierra, o si hubiere pestilencia, si hubiere tizoncillo o añublo, langosta o pulgón; o si los sitiaren sus enemigos en la tierra en donde moren; cualquiera plaga o enfermedad que sea; toda oración y todo ruego que hiciere cualquier hombre, o todo tu pueblo Israel, cualquiera que conociere su llaga y su dolor en su corazón, si extendiere sus manos hacia esta casa, Tú oirás desde los cielos, desde el lugar de tu morada, y perdonarás, y darás a cada uno conforme a sus caminos, habiendo conocido su corazón; porque sólo Tú conoces el corazón de los hijos de los hombres; para que te teman y anden en Tus Caminos, todos los días que vivieren sobre la faz de la tierra que Tú diste a nuestros padres.

Hoy oramos unánime a Ti oh Dios hacia este lugar, confesamos que Tú eres Dios y no hay nadie como Tú. A pesar de que en este pueblo hay mucha idolatría, hechicería y vanidad, todavía hay un remanente que clama a Ti en espíritu y en verdad. Clamamos por la salvación de los que todavía no te conocen Señor. Quita las vendas de ceguera y has como lo hiciste con Saulo, que nuestras miradas estén siempre enfocadas en Ti. Ten misericordia de nosotros y atiéndenos Señor. Adoramos Tu Nombre porque no hay Dios como Tú oh Dios. Tu Nombre es sobre todo nombre. Perdónanos Señor, nos arrepentimos de nuestros pecados, enséñanos Tus Estatutos. Clamamos paz y salvación sobre esta tierra en el nombre de Jesús. Sabemos que Tú nos oirás en los cielos, y perdonarás el pecado de tu pueblo y darás lluvia a esta tierra.

Padre gracias por mandar lluvia de gracia, lluvia de sanidad, lluvia de paz, lluvia de restauración, y lluvia de salvación a los habitantes de California. Señor Jesucristo, unge y satura este lugar con tu Santo Espíritu. Amén.

Estad quietos, y conoced que Yo Soy Dios; seré exaltado entre las naciones; enaltecido seré en la tierra. Salmos 46:10 (RVR1960)

www.ministeriosdesanidad.org

Comentarios

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published.