Dame Tu Palabra Señor

Tu palabra jamas pasara.jpgHay Poder en Tu Palabra
Padre Celestial en este día que Tú por tu misericordia ha creado necesito de Ti y de Tu Palabra.
Las distracciones, las redes sociales, las discotecas, las drogas, la música del mundo, el dinero, la vanidad y toda fuente de diversiones, no llenar al ser humano, pero Tu Palabra si. Tu Palabra llena el vacío de nuestro existir. Todas esas cosas pasan, pero Tu Palabra nunca pasa. Dame Tu Palabra Señor.

Tu Palabra es la fuente de vida que sacia mi sed. Padre, Tu Palabra es la Fuente de vida y todo aquél que beba de Tu fuente, jamás tendrá sed. Sacia mi sed Señor.

Se que en mi caminar vendrán obstáculos, pero si tengo Tu Palabra no tengo porqué temer, pues Tu Palabra me librará del temor y de caídas. Señor, necesito Tu Palabra. Hoy me revisto de Tu Palabra desde la cabeza hasta los pies, desde adentro hacia afuera. Satúrame con Tu Palabra Señor. Hoy más que nunca Señor, necesito Tu Palabra, ella es mi aliento cuando me siento triste y mi paz cuando no tengo ninguna. Tu Palabra es mi fortaleza cuando me siento débil. Tu Palabra me dirige, me alienta y me llena de sabiduría para tomar decisiones. Señor Jesús, tengo necesidad de Tu Palabra, dame Tu Palabra la necesito de emergencia. Tu Palabra es mi luz en medio de la oscuridad, ella abre caminos donde no hay ninguno.

¿A dónde estuviera hoy yo si no hubiese sido por Tu Palabra?

Hoy necesito hablar contigo y tener una relación personal por medio de Tu Palabra Señor. Tu Palabra es mi levantar y mi acostar. Tu Palabra es mi domingo y mi lunes, ella es mi martes y miércoles también. Espiritualmente me moriría de sed si no incluyo Tu Palabra los jueves, viernes y sábados.

Gracias Señor por Tu Palabra. Descanso en Ti, no tengo porqué temer porque Tu Palabra es mi gozo y mi paz.
Cuando declaro por fe Tu Palabra a mi vida, ella cobra vida a mi existir. Confió en Tu Palabra Jehová de los Ejércitos porque he sido testigo de tus favores por medio de ella. Creo en Tu Palabra oh Dios y la llevo conmigo a tiempo y fuera de tiempo. Tu Palabra es mi pronto auxilio en la tribulación, ella es la medicina que sana y venda mis heridas. ¡Gracias Señor por Tu Palabra!

Padre Eterno, me pasaría todo el tiempo declarando los milagros que Tú ha hecho a mi vida por medio de Tu Palabra. Tu Palabra, nunca se equivoca, porque Tú eres la Palabra.

Que nunca falte Tu Palabra a mi vida. Gracias Padre, gracias Hijo y gracias Espíritu Santo por Tu Palabra. Moldéame Jesús por medio de Tu Palabra. Te bendigo Espíritu Santo. 

Moldeame jesus.jpgwww.ministeriosdesanidad.org

Comentarios

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published.